Nacido en Pisa, Italia en 1564 en el seno de una familia de comerciantes, es considerado el padre de la ciencia moderna. En la época renacentista, el arte y la ciencia estaban sujetos a la consideración y a la censura de la Inquisición eclesiástica pero, dentro de aquel mundo convulso y estricto, un hombre y una de las frases más famosas de la historia cambiarían la visión de cómo se habría de separar la religión del estudio del Universo y de la ciencia en general. Su nombre, Galileo Galilei: “Y sin embargo, se mueve”.

Tras estudiar filosofía y matemáticas en la universidad de Pisa, Galileo dedica sus primeros años a la enseñanza de matemáticas, geometría y astronomía en las universidades de Pisa y Padua mientras centra sus investigaciones en la creación de objetos para el estudio de los astros y de esa manera consigue construir un telescopio de 6 aumentos, los cuales llegaron hasta los 20 y le permitieron el estudio de la superficie lunar, cuatro lunas de Júpiter y los anillos de Saturno.

Aportaciones científicas de Galileo

Defensor de las teorías de Copérnico, el cual había anunciado cómo la Tierra y los demás planetas giraban alrededor del Sol. Esta teoría era escandalosa a ojos de la estricta Iglesia, la cual no estaba dispuesta a aceptar la discrepancia con la Biblia, la cual afirmaba que la Tierra era el centro del Universo siendo el Sol y el resto de los astros quienes giraban alrededor de la Tierra.

Galileo sin embargo decide publicar en 1610 “El Mensajero Sideral” o “Sidereus Nuncius”, su trabajo en lengua vulgar y no en latín, para mayor consternación de las autoridades, puesto que quedaban expuestas a la lectura del pueblo. En 1632, ya con 68 años, fue reclamado por la Iglesia en Roma, la cual le amenazó con la tortura si no se retractaba de sus teorías.

Diálogos sobre los dos sistemas del mundo 1632

Diálogos sobre los dos sistemas del mundo 1632

La publicación de su libro “Diálogo sobre los dos máximos sistemas del mundo” provocó que, durante veinte días, el anciano Galileo fuera humillantemente interrogado por la Inquisición. Obligado a abjurar de su doctrina arrodillado, fue encontrado culpable siendo condenado a cadena perpetua. La pena le fue conmutada por un arresto que cumplió en un convento en el cual procesaba su hija Virginia.

Sus últimos años

Isaac Newton

 

En 1642, afectado de ceguera y ostracismo, moría Galileo en su arresto domiciliario. Científicos como Isaac Newton basaron sus investigaciones en sus teorías. La Ley de Newton están basadas en los experimentos que Galileo había realizado a través del disparo de proyectiles. Tendrían que transcurrir tres siglos hasta que en 1992, el Papa Juan Pablo II reconociera el error de la Iglesia católica tras la revisión de su proceso inquisitorial.